Búsqueda de Información:
Información en Línea, ¿Hecho o Ficción?

Volver a la página de inicio
BÚSQUEDA
el Sitio
la Web
CÓMO
Utilizar el sitio
Dominar los      fundamentos
Navegar por la      Web
Aprovechar el     Correo Electrónico
Buscar      Información
Descargar      archivos
Unirse a grupos de      noticias
Conferenciar
Disfrutar la      Multimedia
Construir un sitio      Web
Hacer Negocios      Electrónicos
Protegerse
RECURSOS
Glosario
Escríbanos

¿Puede creer esto? En la actualidad, cualquiera con una computadora y un módem puede convertirse en un editor electrónico en la Internet con la habilidad para diseminar información a un público global. Aunque este nuevo medio de edición explota con información, también ha creado un problema. ¿Cómo se evalúa la calidad de esa información? Sólo porque un documento aparece en línea no significa que contiene información válida. De hecho, los recursos de la Internet requieren un detallado escrutinio.

El mundo de la publicación tiene una gran tradición de estándares periodísticos con los cuales se manejan los materiales impresos. Aunque muchos escritores y editores se adhieren a esos estándares al publicar en el Web, muchos no lo hacen así. La decisión es suya si desea poner especial atención en separar los hechos de la ficción y la opinión de la realidad. Ya sea que usted esté leyendo un artículo impreso o un electrónico, es necesaria una saludable dosis de escepticismo.

¿Por qué es esto importante? La Internet está llena con todo tipo de información, pero a menos que usted pueda estar razonablemente seguro de la fuente y su veracidad, sea precavido. Un ejemplo reciente, el cual formó parte de los encabezados de publicaciones mundiales, involucró al ex corresponsal de ABC News, Pierre Salinger. Él declaró tener información de que el vuelo 800 de la línea aérea TWA fue derribado por un misil de la Fuerza Naval de EE.UU. De hecho, él obtuvo esta información de un mensaje publicado en un grupo de discusión de la Internet. Aunque el documento contenía grandes detalles técnicos, no había evidencia real para respaldar estas declaraciones. De hecho, esta "información" había estado circulando en la Web durante meses antes de que Salinger la "descubriera". Él cometió el error de aceptar los rumores como verdaderos, lo cual demostró ser profesionalmente bochornoso.

Aunque la vergüenza es raramente fatal, puede haber consecuencias más serias al seguir consejos médicos o noticias publicadas en mensajes en los grupos de discusión o en los sitios Web. Aunque alguien pueda ofrecer información bien intencionada, ¿puede usted confiar en ella? ¿Está el sitio Web afiliado a una organización profesional, como la Clínica Mayo o la Asociación del Colegio de Abogados, o a algún grupo marginal?

Juzgue usted mismo

Para ayudarle a evaluar la información de una forma crítica, le ofrecemos algunas indicaciones:

¿Quién es el autor?

La primera prueba involucra la autoría. ¿Ha escuchado antes del escritor? ¿Cuál es la reputación del escritor? ¿Es un experto reconocido en el área sobre ese tema en particular? Un artículo sobre la industria de los medios de difusión escrito por Walter Cronkite tendrá mayor credibilidad que uno realizado por un locutor novato. La mayoría de las publicaciones profesionales, incluyendo cartas informativas, revistas y gacetas de mercado, acreditan al escritor. ¿Existe información biográfica sobre esta persona? ¿Existe alguna manera de contactar al escritor (un número de teléfono, una dirección de correo postal o de correo electrónico) en caso de que requiera información adicional? La información que se presenta de forma anónima debe generar sospechas.

A un nivel más técnico, ¿cómo está escrito el artículo? ¿Tiene buena gramática? ¿Existen errores de ortografía? Quizás esto parezca superficial, pero sí da alguna indicación de si el escritor es un novato o un profesional.

¿Quién es el editor?

Dado que algunos artículos en el Web no presentan al escritor, el siguiente criterio que se debe evaluar es el editor del sitio Web. ¿Se trata de una organización sobre la que usted haya escuchado antes? ¿Tiene presencia en el mundo real al igual que en el mundo en línea, como el New York Times y CNN? Para asegurase de la veracidad, la mayoría de los editores con reputación constatan con hechos sus artículos. Las revistas profesionales comúnmente requieren que los artículos sean revisados por otros compañeros.

Muchas publicaciones, no obstante sólo existen electrónicamente (Aprenda la Red es un buen ejemplo). Si este es el caso, ¿qué puede averiguar sobre el editor? ¿Qué lo acredita para escribir sobre la materia? ¿Tiene conocimiento experto en esta área? Esto conduce al siguiente criterio.

¿Cuál es el punto de vista?

Raras veces se trata de información es completamente neutral; generalmente hay un punto de vista, quizás hasta un propósito oculto. Debido a que es muy fácil y barato publicar en la Internet, la opinión abunda. Siempre considere la fuente de la información. Por ejemplo, los artículos que usted encuentre en un sitio Web corporativo, lo más probable es que promuevan los intereses y productos de la compañía. Deben considerar esto como anuncios publicitarios y no como un análisis objetivo. De la misma manera, la información en un sito Web político promoverá los intereses del partido y de sus candidatos. No espere que los oponentes sean tratados con justicia.

¿Existen referencias a otras fuentes?

¿Cita el autor otras fuentes de información en el artículo? ¿Son de buena reputación estas fuentes? ¿Puede acudir a estas fuentes para verificar la información? Las respuestas a estas preguntas le ayudarán a determinar la confiabilidad del documento en cuestión.

¿Qué tan actualizada es la información?

Por último, los documentos en línea deben incluir la fecha de cuándo fueron escritos o cuándo fueron actualizados por última vez. Es importante saber cuán oportuna es la información, porque cuanto más nueva, más información relevante podrá haber en otros lados.

Para una discusión adicional sobre este artículo, visite la World Wide Web Virtual Library (Biblioteca Virtual de la Red Mundial), la cual contiene un excelente conjunto de recursos (en inglés) para la evaluación de información de la Internet.

Última Actualización: 2.5.00

Explore Más: Busque la Web

Learn the Net
Learn the Net (www.learnthenet.com) tiene Copyright 1996-2013. Michael Lerner Productions. Todos los derechos reservados.